El secretario de Cercs herido muy grave en un accidente de trafico

El secretario del Ayuntamiento de Cercs, Pau Llorens Casas, de 61 años, que el domingo por la tarde resultó herido muy grave en un accidente mortal en el eje del Llobregat (C-16), se recuperaba ayer favorablemente en el hospital de Bellvitge, según ha confirmado el alcalde de Cercs, Ferran Civil. El alcalde también aseguró que la esposa de Llorens, la ex concejal de Casserres Carmen Santaulària, está fuera de peligro en el hospital Parc Taulí de Sabadell.

Ambos resultaron heridos muy graves en el accidente de trafico que provocó la muerte de los dos jóvenes que viajaban en el otro vehículo, vecinos de Sant Quirze del Vallès.

En el vehiculo de Llorens y su esposa viajaban también el director de la oficina de La Caixa del Paseo de la Paz de Berga, Jordi Baraut, y su esposa, Angelina Río, que resultaron heridos de menos gravedad y fueron trasladados, respectivamente, en los hospitales de Berga y Manresa.

En cambio, Pau Llorens fue evacuado en estado crítico al hospital de Bellvitge, con una afectación en el colon y una lesión arterial que le provocó una fuerte hemorragia, según indico el alcalde de Cercs, que añadió, sin embargo, que la operación quirúrgica de la madrugada de ayer había sido exitosa y los médicos del hospital preveían que, si no había ninguna complicación, que hoy Llorens ya sería ingresado en planta. Ayer ya estaba del todo consciente. “Estamos muy satisfechos de la evolución positiva que ha seguido. Todo el mundo que conoce a Pau sabe que es una bellísima persona y la noticia del accidente nos cayó como una bomba”, reconocía el alcalde.

El Alcalde tambien indicó que la esposa, Carmen Santaulària, fue ingresada en el Parc Taulí de Sabadell con varias fracturas costales, pero que en ningún momento se ha tenido que temer por su vida. Fuentes del hospital también afirmaron que su pronóstico es estable.

El accidente tuvo lugar a 17,30 horas en el punto kilómetrico 103 de la C-16, en el viaducto de la variante de Cercs. El Alcalde explicó que no es un punto conflictivo en cuanto a accidentalidad, pero recordó que, justo en ese momento, acababa de llover y que el pavimento, por tanto, estaba mojado. Un turismo que circulaba en sentido norte, después de hacer una pequeño curva, invadió presuntamente el carril contrario y chocó con el todoterreno donde viajaban los dos matrimonios, vecinos de Casserres, que venían de hacer una excursión a pie por la Cerdanya. Los dos heridos más graves, Llorens y Santaulària, viajaban en el asiento de atrás del vehículo.

Los dos ocupantes del turismo resultaron muertos. Se trata de una chica de 33 años, y de un chico de 27 años, ambos de nacionalidad francesa, y vecinos de Sant Quirze del Vallès.